Pico Moro, 1779 m. (León).

Desde el pueblo de Ocejo de la Peña (León), cogemos el camino que sale por encima de la Iglesia, vemos una señal indicativa de Senda Las Regueras, pasamos por delante de una escombrera, restos de las antiguas minas de carbón que funcionaron hasta los años sesenta.

IMGP7304Continuamos por el camino que se convierte en senda, vamos en dirección a un gran promontorio de roca caliza, pasaremos por debajo de él rebasándolo por la derecha, por un antiguo camino pasamos un estrecho de roca, que han aprovechado para colocar una puerta e impedir el paso del ganado.

Descendemos un poco y cruzamos un riachuelo, vamos a recorrer por su derecha el Prao de Hoyos, un pequeño vallecito, coronado al fondo por las majestuosas paredes verticales del Pico Moro. Las vacas y los caballos, pacen a sus anchas en este bucólico lugar, más tarde, a la vuelta, se les habrán unido un generoso rebaño de corderos.

IMGP7339Vemos el collado Genciana a nuestra izquierda, a la derecha quedan, Peña Rionda, collado de Argovejo y el Pico Cerroso. Desde el collado, siguiendo los hitos de piedra, una sencilla canal (II) te deja en el pequeño collado que separa las dos cumbres del Pico Moro. El recorrido de la arista es un continuo sube y baja, con trepadas y destrepes algo expuestos para gente no acostumbrada.

Trepamos por una fisura fácil (II), a la izquierda por una pequeña repisa inclinada, rodeamos el resalte rocoso que es infranqueable. Volvemos a salir a la cresta, encontrándonos dos pasos no aptos para cardiacos. El primero, un destrepe algo delicado y el segundo, el paso de una roca de unos 30 cm. de ancha y unos tres m. de larga, hay que pasar por encima y a continuación otra roca más estrecha y aérea, (a la vuelta, los pasos son más “cómodos” de pasar).

Los últimos 50 m., se hacen andando tranquilamente y, no me lo puedo creer, justo encima de la cumbre la misma nube de animalitos (hormigas con alas) que encontramos en el Gilbo. Yo, no me acerco, desde aquí, veo como Torremocha se pelea con ellos para hacer la foto y, volver corriendo.

Retrocedemos hasta el collado y, subimos  la otra cumbre, hay “gente” esperándonos. Descendemos siguiendo unas fitas metálicas, hasta coincidir con los mojones de piedra de la subida, desde el collado Genciana, una última mirada a este pico y sus “moradores”.

Imágenes de la actividad:

Datos de interés:

Fecha de realización: 11-8-15

Hora de salida: 9´25

Km. recorridos: 9´500

Desnivel  +: 700

Hora de llegada: 13´20

Recorrido: Lineal

Tiempo en movimiento: 3´08

Tiempo parado: 0´59

Deja un comentario