Cumbre y circular al Pedro López. (05/05/2012)

El Sábado 5 de Mayo, con un tiempo amenazando lluvia nos desplazamos a Sierra Espuña, (Alhama de Murcia) Murcia.

Dejamos el coche en el aparcamiento del Collado Mangueta y nada más coger el camino vemos un poste indicativo del sendero del Pedro López y un poco más adelante a nuestra derecha el mirador del Collado Mangueta,

Los pozos de Cartagena, Orihuela y de la Villa, se nos muestran en estado muy ruinoso, solamente hay dos pozos que están arreglados y uno de ellos se puede visitar tal y como se puede ver en las fotos.

Seguimos por el camino y al llegar a un cruce seguimos por el de la derecha que da la vuelta al Cerro de los Pinos Blancos y vuelve al camino principal, más adelante encontramos otro cruce que lleva a la cumbre del Pedro López, 1568m., segunda cumbre en altitud de Sierra Espuña.

Desde la cumbre y durante todo el recorrido las vistas son magnificas y espectaculares, las vistas que ofrece El Morrón del Mediodía (base militar) y principal cota de Sierra Espuña 1583 m., solo pueden verse durante este recorrido y lo recomiendo.

Retrocedemos hasta volver a retomar el camino que traíamos y proseguimos viendo las marcas del PR-MU-63, pasado el Collado del Humero encontramos a la derecha un comedero en desuso de animales, donde cogemos una senda que luego coge las trazas de un camino antiguo, que vuelve a dejarnos en el principal, casi a la altura de las Cuevas de la Plata, que no son más que dos abrigos naturales vistos desde el camino, y la casa forestal del mismo nombre, que salvo la parte derecha está en ruinas.

Un poco más adelante en una curva del camino, vemos a la derecha una balsa de recogida de agua de lluvia, a la izquierda señalizada con un mojón de piedras, el inicio de la senda que nos lleva en continua subida hasta un collado, donde la senda se ensancha y toma forma de un paso antiguo de comunicación entre valles.

La senda, transcurre por toda la cara sur-sureste del Pedro López, contemplando en todo momento sus paredes anaranjadas y verticales, comentando sus posibilidades como vías de escalada. En algunos pasos de barrancos, la senda ha desaparecido pero se puede cruzar sin problemas. A la vuelta de un recodo, la senda hace un marcado zigzag, impresionante por la obra de ingeniería que tuvo que acarrear en su tiempo y la falta de infraestructuras para la realización de la misma, tuvo que hacerse todo a mano y con la ayuda de mulos, es lo que pensamos.

Nosotros subimos por la izquierda del barranco, para volver a coger la senda en la parte final, pues la parte central del barranco debido a las barrancadas que han producido las lluvias y la dejadez del sendero casi ha desaparecido. En el siguiente zigzag que se observa, la senda vuelve a desaparecer, pero unos mojones pequeños te sitúan en una pequeña canal donde hay que ayudarse con las manos para salir al otro lado, (fácil).

Los mojones marcan la senda por la izquierda, nosotros fuimos más abajo y en cuanto el barranco se suaviza cruzamos hacia la derecha para volver al camino que traíamos por la mañana, las primeras gotas y una gran manada de arruis nos completan el día.

En la foto del croquis está marcado con negro el recorrido que hicimos, unos 14 Km. y unas 6 horas de marcha con las paradas correspondientes, y un café en el bar la Fuente del Hilo, que nos obsequia con una manada de mamás jabalís con sus pequeños jabatos.

Imágenes de la actividad:

Deja un comentario