Puig Campana, cara oeste – Esperó de Finestrat (300 m. V+)

Son las 7 de la mañana cuando salimos de Elche hacia el Puig, vamos en el coche de Ángel, Ovidiu y Manolo. Hacia las 8, y después de escoger el material adecuado para la vía de hoy, cogemos el Camí de la Serra hasta el segundo hito de piedras que inicia el sendero hacia la Aguja Encantada. Es la aproximación más corta de esta montaña, símbolo de la Marina Baixa e icono de referencia para todos los montañeros y escaladores.

Hoy hace un día magnífico y podemos ir en manga corta, cuando está a punto de concluir el mes de octubre. La semana pasada sin embargo, pasamos frío en el Espolón Central y por ello esta vez si llevamos algún jersey en la mochila, “por si acaso”.


La ruta que vamos a subir, cuya apertura tuve la suerte de compartir con “El Palomo”, en 1.980, fue la primera escalada a esta Aguja, que nosotros “bautizamos” como Encantada por su gran belleza y excelencia de la roca en todo el recorrido. De aquel material (2 empotradores de cintas y clavos) al existente hoy en día media un abismo y muchos años transcurridos. Hoy llevamos 6 friends y 1 juego de empotradores, un material que se me antoja fantástico.

via puig campana

El primer largo de la ruta supera una placa de V+ equipada con 2 parabolts y 1 clavo. Un tramo atlético para entrar en ambiente. El L2 lo sube Ángel, de la ACCLIVIS, superando con gran soltura los tramos de fisuras de V+, donde hay que utilizar varios friends y algún puente de roca. El largo acaba en una cueva, donde está reunión. Son casi 50 mts. de roca excelente. Dejamos algunos cordinos en varios puentes para situar mejor el recorrido, mientras vamos sacando fotos, esperando conseguir alguna interesante.

El L4 sale por la dcha. de la cueva y el amigo Ovidiu no pone nada en este tramo de V hasta alcanzar la R4. El siguiente, posiblemente el más interesante de la ruta, lo va a subir Ángel de primero, superando sin problemas la primera placa (V+) que lleva hasta la fisura rojiza que sube hasta la cima. Tras hacer algunas fotos vamos a bajar de la R5. Son 3 rápeles hasta donde tenemos la mochila a pie de vía.

Otra opción es subir 3 largos más (IV+) hasta localizar los químicos y descender en un rápel de 45 m. hacia la otra vertiente, para lo cual hemos de subirnos los zapatillas. Por el contrario, si acabamos la escalada en la R5 podemos dejar el material sobrante a pie de pared.

Hoy hemos disfrutado de un día casi veraniego y cuando son poco más de las 11 ya estamos en la base de la Encantada. Como Ángel ha traído el portátil podemos ver las fotos que hemos hecho y algunas parecen buenas. Parece que le ha gustado la vía. Me alegro de haber compartido este día con el amigo de Crevillent y con Ovidiu.

Ovidiu (Rumanía), Ángel (ACCLIVIS) y Manolo Pomares – 26 de Oct. De 2.006.

Deja un comentario